Saltar al contenido
Mi Vivero Online

Abonos Compuestos

Abonos Compuestos

Muchos suelos requieren la adición de varios nutrientes esenciales para aliviar las deficiencias de las plantas. Son muchas las causas que conllevan a que el uso de los fertilizantes orgánicos o químicos no sean suficientes para aliviar las necesidades de un suelo en específico. Los agricultores pueden optar por seleccionar una combinación de fertilizantes de un solo nutriente o aplicar un fertilizante que combine varios nutrientes en cada partícula.

Estos fertilizantes combinados (compuestos o complejos) pueden ofrecer ventajas de conveniencia en el campo, ahorro económico y facilidad para satisfacer las necesidades nutricionales de los cultivos, de esta manera se asegura una mayor calidad en la producción de los diferentes rubros y, por consiguiente, se contribuye enormemente al fortalecimiento económico de una localidad e incluso de un país. Veamos a continuación cuáles son las características más importantes de los abonos compuestos o complejos y cómo se producen.

Producción de abonos complejos:

Los fabricantes producen fertilizantes compuestos utilizando materiales fertilizantes básicos, como amoníaco (NH3), fosfato de amonio, urea, azufre (S) y sales de potasio (K). Para la fabricación de estos fertilizantes se utilizan muchos métodos, con los procesos de fabricación específicos determinados por los componentes básicos disponibles y el contenido de nutrientes deseados en el producto terminado, satisfaciendo así las necesidades del mercado. He aquí cuatro breves ejemplos.

A-Los métodos de compactación (aglomeración) consisten en unir pequeñas partículas de fertilizante mediante compactación, un agente cementante o un enlace químico. Se pueden combinar varias proporciones de nutrientes utilizando partículas de tamaño inferior que pueden no ser adecuadas para otras aplicaciones.

B-Los fertilizantes basados en la acumulación se fabrican añadiendo repetidamente una fina capa de lechada de nutrientes, que se seca continuamente, formando múltiples capas hasta que se alcanza el tamaño de gránulo deseado.

C-Los reactores cruzados de tubos se utilizan para derretir químicamente el amoníaco (NH3), los ácidos que contienen azufre (S) o fósforo (P) y otros nutrientes, como las fuentes de potasio (K) y los micronutrientes (que son esenciales para que el abono compuesto o complejo alcance la máxima calidad deseada), en un fertilizante sólido con el contenido de nutrientes deseado.

D-El proceso de nitrofosfato consiste en reaccionar la roca de fosfato con ácido nítrico para formar una mezcla de compuestos que contienen nitrógeno (N) y fósforo (P). Si se añade una fuente de potasio (K) durante el proceso, se obtendrá un fertilizante sólido con nitrógeno, fósforo y potasio (N, P y K), lo cual daría un excelente fertilizante que puede ser usado en la mayoría de los suelos.

Uso agrícola de los fertilizantes compuestos:

Los fertilizantes compuestos pueden ser usados en una gran variedad de suelos y, por tanto, se les puede dar igual variedad de usos, todo depende de las necesidades del suelo y del productor, en el caso de su aplicación en la agricultura, se debe tomar en cuenta de que estos tipos de abonos contienen múltiples nutrientes en cada gránulo individual, y difieren de una mezcla de fertilizantes mezclados entre sí para lograr una composición media de nutrientes deseada.

Esta diferencia permite a los agricultores distribuir el fertilizante compuesto de manera que cada gránulo entregue una mezcla de nutrientes a medida que se disuelve en el suelo y elimina el potencial de segregación de las fuentes de nutrientes durante el transporte o la aplicación. Los múltiples gránulos de nutrientes de los fertilizantes compuestos también permiten al agricultor lograr una distribución uniforme de los micronutrientes en toda la zona radicular.

Uso de los fertilizantes complejos antes de la siembra:

Los fertilizantes complejos o compuestos son especialmente efectivos para aplicar una dosis inicial de nutrientes antes de la siembra, lo cual prepara el suelo para un mayor provecho económico ya que maximiza su rendimiento. Hay ciertas proporciones de nutrientes disponibles en un distribuidor de fertilizantes para condiciones específicas del suelo y de los cultivos.

Este enfoque ofrece ventajas de simplicidad en la toma de decisiones complicadas sobre fertilizantes, pero no permite a los agricultores la flexibilidad de mezclar fertilizantes para satisfacer las necesidades específicas de los cultivos. Los administradores de césped y los propietarios a menudo encuentran que los fertilizantes compuestos son especialmente deseables.

Prácticas de gestión de los fertilizantes complejos:

Quizás una de las pocas desventajas de los fertilizantes compuesto sea que se les consigue en el mercado más caros que los otros tipos de abonos, es cierto, a veces más caros que una combinación física o una mezcla de las fuentes de nutrientes primarios, ya que requieren un procesamiento adicional; sin embargo, cuando los compradores consideran todos los factores involucrados con el manejo y uso de nutrientes, cuando los compradores consideran todas las ventajas involucradas con el uso de los fertilizantes complejos, consideran también que a mediano y largo plazo los beneficios económicos y de ahorro que les ofrecen los abonos compuestos vale muy bien la inversión inicial en ellos.

Cuándo utilizar los fertilizantes complejos:

Entre los nutrientes, el nitrógeno (N) típicamente requiere el manejo más cuidadoso y la reaplicación durante la temporada de crecimiento. Puede que no sea factible suministrar suficiente nitrógeno (N) antes de la siembra para satisfacer toda la demanda (usando sólo fertilizantes compuestos) sin aplicar en exceso algunos de los otros nutrientes. Debido a esto, los cultivadores deben considerar la aplicación de un fertilizante compuesto al principio de la temporada de crecimiento y luego agregar (N) según vayan evaluando la necesidad de hacerlo.

Otros usos de los fertilizantes compuestos:

Los fabricantes a menudo producen fertilizantes compuestos a nivel regional para satisfacer las necesidades de los cultivos locales. Por lo general, ajustan una amplia gama de propiedades químicas y físicas para satisfacer esas necesidades.

Por ejemplo, el deseo de minimizar el fósforo (P) en la escorrentía de las aguas pluviales urbanas ha llevado a algunas comunidades a restringir la adición del fósforo (P) a los fertilizantes compuestos vendidos para fines de césped y ornamentales. En otro ejemplo, los fabricantes personalizan sus productos potenciando ciertos elementos fertilizantes para suelos regionales conocidos por su deficiencia en esos nutrientes.

Cómo habrás observado, los fertilizantes compuestos tienen una amplia gama de aplicación y utilidad que pueden favorecer las necesidades de tu empresa,vivero en casa entre otros.

También te puede interesar: